● Generar confianza y validar los sentimientos de los alumnos ayudará a que superen las emociones del comienzo de ciclo escolar presencial en esta pandemia.

 

Escuchar, fomentar el diálogo y generar confianza son algunas de las herramientas que padres de familia y maestros pueden adoptar para sobrellevar saludablemente las diversas emociones que conlleva el comienzo de un nuevo ciclo escolar. De acuerdo con especialistas del Instituto Jalisciense de Salud Mental (SALME) de la Secretaría de Salud Jalisco (SSJ), estas emociones son naturales y pueden generar miedo y estrés, en especial, tras casi año y medio en que las niñas, niños y adolescentes permanecieron fuera de las aulas por la pandemia de COVID-19.

 

Para las familias que optaron porque sus hijas e hijos asistan a clases presenciales, es importante hablarles del tema generando confianza, por lo cual deben informarse adecuadamente y consultar fuentes oficiales a fin de evitar las falsas noticias y la información que tiende a preocupar más de la cuenta.

 

“Es recomendable acudir a las páginas oficiales de las Secretarías de Salud y Educación y leer sus comunicados donde se está manejando constantemente cómo será la forma de regresar a clases (presenciales) y conocer los protocolos para estar tranquilos y hacer las cosas de la mejor manera todos”, expuso Joel Díaz Navarro, psicólogo del Departamento de Prevención y Promoción del SALME.

 

Es necesario atender las emociones que puedan manifestar las niñas, niños o adolescentes, y darles validez, no minimizarlas o ignorarlas. “Si te dice que tiene miedo de contagiarse, dile que es normal que lo tenga, por eso, los adultos tomaron ya medidas de seguridad”, ejemplificó el psicólogo.

 

Que tengan un voto de confianza respecto a lo que sienten favorece el control de sus emociones y se debe “aprovechar cada momento para enseñarles y, hasta de manera de juego, dejarles bien en claro cómo será este regreso a clases”.  

 

Marissa Herrera Guzmán, psicóloga del SALME, señaló que algunos padres de familia temen que sus hijas e hijos bajen la guardia ante las medidas de prevención como el uso adecuado del cubrebocas, la sana distancia o el lavado frecuente de manos.

 

“Debemos decirles a nuestros hijos que ya no es igual que antes, que ahora debemos cuidarnos”.

 

La experta también precisó que otros problemas de salud mental a los que pueden enfrentarse los menores son el bullying (sea porque ya ocurría o porque los otros se enteren de la muerte o enfermedad por COVID-19 de algún familiar), problemas de aprendizaje y/o de conducta; mismos que requieren la mayor atención por parte de los padres de familia y docentes para poder identificarlos y darles atención oportuna.

 

A continuación, algunas recomendaciones de los especialistas del SALME:

 

Manejo de los temores infantiles al contagio

● Valida sus sentimientos; si te dice que tiene miedo de contagiarse, dile que es normal que lo tenga, por eso, los adultos tomaron ya medidas de seguridad.

● Ante los síntomas de tos, dolor de garganta o cabeza u otros de enfermedad escúchale con calma y llévalo a un centro de salud o unidad de medicina familiar para su correcto diagnóstico. No todo es COVID-19 y aún si lo es puede recibir la atención adecuada. Aclara dudas en el Call Center de la SSJ. Llama al 33 3823 3220 disponible las 24 horas los siete días de la semana. La información que les proporcionarán les ayudará a recuperar la tranquilidad.

 

Cambios esperados y cambios que son señales de alerta

● Se presentarán algunos cambios en su conducta, hábitos de estudio y emociones, que en pocos días volverán a lo habitual; pero también pueden surgir cambios muy intensos o por al menos una semana completa que requerirán de un profesional.

 

Atención del bullying

● Genera confianza. Es posible que también tengan miedo al bullying, sea porque ya ocurría o porque se enteren de la muerte o enfermedad por COVID-19 de algún familiar.

 

Recuérdale que puede confiar en ti para que te lo platique y puedan pedir a las y los profesores que ayuden a mantener un ambiente de cultura de la paz en clases.

 

 Actúa ante las Crisis

● Su comportamiento, emociones, apetito y hábitos de sueño pueden cambiar un poco, pero si ocurre mucho o durante una semana completa, llama la Línea de Atención en Crisis SALME llamando al 075 o al 33 25 04 20 20.

 

● Que los adultos muestren control de sus emociones y sus ideas, será muy importante para ayudar a niñas, niños y adolescentes a sentirse más seguros.

Referencias: 
recomendaciones
regreso a clases
SAlud mental
SALME